Vistas

sábado, 30 de diciembre de 2017

Mi Fantasía (Capítulo 36)

Capítulo 36: Indiscreción


Subimos a la habitación pero antes yo entre al baño para lavarme la cara, estaba toda sudada al igual mis manos aún que seguían húmedas, cuando sali Karla estaba cruzada de brazos y mirándome muy raro.

-Con que andabas muy aburrida, ¿eh?-.
-¿Por que lo dices?-.
-Solo digamos que por instinto-.
-¿A que te refieres? No entiendo-.
-Encontre tu ropa interior a un costado de la cama-.
-Perdoname no he ordenado mi cuarto (que clase de excusa tonta es esa, seguro ya sabe lo que estaba haciendo)-.
-¡No trates de engañarme Marcos!-.
-Esta bien, me atrapaste-.
-Con que te estabas masturbando pequeño travieso y dime ¿Te gusto?-.
-Claro que si, pero no lo digas asi odio esa palabra me siento incomodo-.
-Cual palabra ¿Masturbando?-.
-Si esa, digamos que jugaba con mi cuerpo-.
-Bien no la diré, pero tengo otra pregunta-.
-¿Qué?-.
-¿Puedo jugar contigo? (de esta no se va a escapar tendré mi primera relación lésbica, o algo asi)-.
-¿O sea que?-.
-No es cierto solo bromeo-.
-Oh vaya, en verdad me lo crei-.
-Ahora regreso voy a tu baño-.

Por un segundo crei que hablaba enserio y queria tener algo conmigo, aunque a decir verdad seria bueno probar algo nuevo, desaproveche mi oportunidad ahora tenia que crear una nueva.
Mientras Karla regresaba yo me recoste sobre la cama y espere.
Cuando por fin regresó le hice saber que me interesaba su juego y que podríamos intentarlo.
El suéter que traía puesto hacia resaltar mis pechos aún más del tamaño que tenían cosa que me hacía sentir sexy.



-Listo ¿Ahora que vamos a hacer?-.
-Pense en lo que dijiste-.
-¿Sobre que?-.
-Podemos jugar las dos mientras no hay nadie, eso era lo que querías ¿no?-.
-Oh vaya, no crei que aceptarias-.
-Bueno, hagamoslo-.
-Oye antes de hacerlo no será nada raro ¿cierto? -.
-Calla no lo hagas más extraño de lo que ya lo es, solo debes verlo asi un par de chicas experimentado su primera vez la una con la otra-.

Tal parece que mis palabras surgieron efecto pues todo eso se fue de su mente, cuando bajo mis jeans comenzó acariciando hasta que introdujo sus dedos y aunque estaba bien, eso yo lo podía hacer sola, la tome de la cabeza y la coloqué frente a mi parte intima sugerí que comenzará a introducir su lengua, se sentía mucho mejor estaba maravilloso.


Una sensación totalmente diferente a lo que ya estaba acostumbrada, parecía que ya lo habia hecho antes, me hizo venirme varias veces y según sus palabras mis fluidos estaban deliciosos.

No me iba a quedar sin probar esta experiencia completamente, me quite el suéter al mismo tiempo que Karla se deshacía de toda su ropa, me encantaba su cuerpo y sus lindos pechos cuando se lo hice saber me comento que el mío no estaba tan mal entonces se lanzó sobre mi para besarme apasionadamente.



Ya no había marcha atrás, esta seria una noche inolvidable.

Disfrutando lo que fue mio

Caption pedida en los comentarios
(Disculpen si no hago todas algunas comentarios los marca como spam)

Pd.He dejado dos encuestas y seria muy bueno si me ayudan votando

Trato diferente


Hecho por Soraya López 

Dos cosas


Hecho por Soraya López 

jueves, 28 de diciembre de 2017

Mi Fantasía (Capítulo 35)

Capítulo 35: Un  día para el olvido


Al llegar a casa mi madre ya estaba ahi, se veía muy enojada conmigo.

-¿Donde estabas señorita?-.
-Fui con Karla a comprar algunas cosas-.
-¿Y sin pedir permiso a tu padre o a mi?-.
-Perdoname mamá, no había nadie en casa así que se me hizo fácil salir-.
-No entiendo que pasa contigo, sigues ignorando las reglas de esta casa-.
-Mamá estas haciendo mucho drama, solo sali un rato y ya, no hice nada malo-.
-¿Ahora me respondes señorita?
-Eso es todo, te castigare no saldras en lo que rests del mes-.
-No mamá perdoname, no era lo que quería decir se me escapó-.
-No hay discusión, sube a tu habitación-.

Grandioso, mi gran bocota me consiguió un castigo por una tontería lo peor era que sólo los fines de semana podría descansar de la escuela y ahora ni eso tendría, la tarde fue muy aburrida siquiera el videojuego que recupere me ayudó a entretenerme mucho tiempo.
Mi madre subió silenciosamente y cuando abrió la puerta me atrapó jugando, fue muy estúpido de mi parte no cerrar bien la puerta sabiendo alguien podría descubrirme.

-Mariana ¿Que haces con eso?-.
-Nada mamá solo juego-.
-¿De dónde lo sacaste?-.
-Un chico de la escuela me lo obsequió-.
-Pues me lo tendrás que dar porque estas castigada-.
-No es justo-.
-Solo asi aprenderás-.
-Esta bien mamá-.
-Ire con tu padre a una cena esta noche volveremos tarde pero cerrare todo para que no salgas y te estaré llamando para comprobar que estas en casa-.
-Confia en que no saldré a ninguna parte-.
-Mas te vale, si me obedeces podría quitarte el castigo antes-.

Cuando mi madre salió tome mi teléfono e hice una videollamada a Karla, necesitaba hacer algo ya que sin el juego nuevamente estaria aburrida. 



Por fin respondió y le hable acerca de lo que había hecho.

-Mariana, como vas con el videojuego
¿Ya lograste llegar al último nivel?-.
-No, me lo acaban de quitar, ahora estoy aburridisima y sin nada que hacer-.
-Lo siento por ti ¿Ahora que hiciste?-.
-"Mi madre" se enojó solo porque sali sin su permiso y ahora no puedo salir todo el fin de semana-.
-Otra vez te escapaste! Enserio que no puedes pasar un día sin meterte en problemas, no importa en que cuerpo estés siempre eres un rebelde-.
-No necesito que alguien más me regañe-.
-Tranquila, aún tienes el teléfono puedes descargar algún juego o ver vídeos en Youtube, yo que se-.

La llamada se cortó gracias a que mi teléfono murió, no me había percatado que ya no tenía batería asi que lo conecte para que se recargara.
Este era el peor día de mi nueva vida hasta ahora, sin nada que hacer solo miraba el techo pensando en que hacer pero mi poca paciencia me estaba matando, no soportaba no hacer nada entonces me levanté y escuche el sonido de un auto fuera de la casa, al parecer era mi padre ya venía por mamá para su cena y me quedaría totalmente sola.
Mire por la ventana como mi madre subía al auto y estos se marchaban a su cena, baje para asegurarme de que todo estuviera cerrado completamente y efectivamente asi era, esta noche era mi oportunidad para disfrutar de mi cuerpo hace mucho que no lo hacía y al menos tendría algo positivo hoy.
Como siempre me coloqué frente al espejo y comencé a desnudarme lentamente, iniciaba quitándome la ropa exterior y solo me quedaba con mi ropa interior, miraba mi figura unos minutos y después todo se iba hasta quedar completamente sin nada.
Mi rutina era la de siempre tocar esos exquisitos pechos no tan grandes hasta endurecer mis pezones y luego mi mano derecha iba sobre mi parte intima, tocarme los pechos complementaba el placer que sentía al hacer todo esto, de verdad estaba muy caliente queria introducir algo más que mis dedos pero ni Mariana ni Maribel usaban algún consolador o dildo, tenia que conformarme con lo que había.
Llegué al orgasmo un par de veces estaba muy extasiada cuando algo me interrumpió, un pequeño objeto golpeó mi ventana no le di importancia hasta que sucedió por segunda vez y asi completamente desnuda mire para ver de quien se trataba, era Karla (Paco), rápidamente me vestí con lo que encontré dejando la ropa interior para no perder mucho tiempo, abrí la ventana y hable con ella.

-Karla! ¿Que haces aquí?-.
-Vine para hacerte compañía, ya que estas castigada y no puedes salir yo estoy visitandote-.
-Gracias pero no puedes entrar, mi madre cerro todas las puertas con llave y no hay forma de abrir-.
-Puedes abrir una ventana y entraré por allí-.
-Cierto, no hay forma de que halla asegurado las ventanas-.
-Bien, entraré por atras te espero ahi para que abras-.
-Ahora voy-.

Baje para abrirle la ventana a Karla y que está entrara, traía algunas cosas para quedarse a dormir esta noche eso significaba que no podría seguir con lo mio hasta que tuviera otra oportunidad como esta, así era mi suerte

El dulce regalo de Santa Claus

miércoles, 27 de diciembre de 2017

Lo Top del 2017

Este año fue muy bueno para el blog, llegamos a los 500k, obtuvimos nuevos colaboradores, nuevos seguidores y muchas cosas más ha dejado el 2017.

Gracias a todos por estar aquí.

Estás son las entradas más populares del año 
(No están por orden de visitas)








Ash se transforma en un Ditto

Mi Fantasía

Repercusiones

Un mal robo

De las historias las he puesto desde el primer capítulo porque en si son las que más vistas tienen en conjunto.



Mi Fantasía (Capítulo 34)

Capítulo 34: Recuperando a mi amigo


Ya que Paco me había confiado aquel secreto me sentí en deuda con mi amigo e intente contarle todo lo que yo habia hecho como Mariana.
Sentía un poco de pena porque al mirarla veía una linda chica pero por dentro sabía que estaba alguien en quien confiaba.

-¿Eso es todo lo que querías saber?-.
-Si, pero también tengo que decirte algo-.
-¿De que trata?-.
-Es mi pequeño secreto, la verdad es que yo también tengo mis ratos de diversión con este cuerpo-.
-¿Tu? El aburrido Marcos hace cosas divertidas con el cuerpo de su chica-.
-Vamos amigo no hagas más incómodo esto de lo que ya es-.
-Perdoname, pero me sorprende que tu te divirtieras en esa casa desde que vives ahí te comportas diferente-.
-Debo actuar como la niñita bien portada de la casa es muy aburrido vivir ahi-.
-Ya lo creo, debes pasar mucho tiempo "jugando" contigo misma-.
-De hecho no, es muy difícil tomarme un tiempo a solas-.
-Que mal por ti amigo yo tengo mucho tiempo a solas en esta casa-.
-Maldito suertudo-.
-Vamos ser Mariana tiene sus ventajas ¿Como te va con la chica nueva? Es linda intentaras ligarla ¿no?-.
-Claro, pero no creo que le gusten las chicas ademas de que sus padres son peores que los de Mariana-.
-Tanto asi, no pues si será difícil-.
-Ni me lo digas, me encanta esa chica pero no tengo oportunidad con ella-.
-¿Y si le cambias el cuerpo? Ya sabes por un año mientras puedas porque si regresas a tu cuerpo no tendrás otra oportunidad para acercarte-.
-No, claro que no. No soportaría vivir en su casa ademas creo que es hija unica y toda la atención esta sobre ella-.
-Vaya reto, pero ese cuerpo lo vale-.
-No para mi-.

Mientras charlabamos la madre de Karla nos llamo para comer un bocadillo, nos pregunto sobre la tarea y le mentimos para que nos dejará ir.
Le platique de mi plan a Paco sobre ir a mi antigua casa para tomar el videojuego portable, este acepto y prometió que lo conseguiriamos.
Salimos de su casa y nos dirigimos a lo que alguna vez fue mi zona de diversión, tenia tanto tiempo libre que había terminado la mayoría de mis juegos tanto en la consola como en mi videojuego portátil, ese era mi objetivo, tomarlo de la casa para que en el tiempo sin nada que hacer pudiera entretenerme, obvio todo sería a escondidas porque los padres de Mariana a muy duras penas la dejan tener un teléfono.
Cuando llegamos a la casa me llegó un sentimiento de nostalgia, como siempre busque la llave oculta no si antes asegurarme de que no estuviera nadie adentro, para mi mala suerte la llave no estaba ahí pero Paco tenia unos trucos bajo la manga.

-Demonios, la llave no está en el lugar de siempre no podremos abrir sin ella-.
-No te desanimes amigo, Karla me ha enseñado algunas cosas-.
-¿Que clase de cosas?-.
-Pues digamos que cosas inútiles como los aretes pueden ayudarte para abrir una puerta fácilmente-.
-¿Y estas seguro que funciona?-. 
-Tu déjame a mi el trabajo-.

Un buen esfuerzo por parte de Paco, logró abrir la puerta y me dejó muy impresionado.
Entramos a la casa y caminamos a mi habitación encontramos todo como estaba y el videojuego se encontraba dentro de un cajon, salimos lo más rápido posible para no ser atrapados y luego huimos del lugar.
La misión fue un éxito, debía pagarle con algo a mi amigo y se me ocurrio invitarlo a comer algo que el quisiera.

-Amigo muchas gracias, sin ti no hubiera podido entrar a la casa-.
-No es nada Mari, desde siempre hemos sido buenos amigos-.
-Realmente es raro cuando me llamas Mariana o Mari-.
-Yo ya me acostumbré y espero que tú lo hagas porque algún día nos van a descubrir si me sigues tratando como hombre-.
-Si lo se y eso que fui yo quien lo sugirió-.
-Bueno ¿ahora que haremos?-.
-Te voy a pagar este favor, vamos a comer algo tu eliges-.
-¿Lo que sea?-.
-Si, lo que quieras-.
-Hay algo que extraño desde hace mucho tiempo y que no me dejan comer-.
-¿Y que es?-.
-Ya verás-.

Caminamos hasta el centro comercial, en uno de los negocios Karla me pidió dinero y se detuvo a comprar algunas cosas, no me quizo decir que era hasta que encontráramos un lugar donde comer.
Ya ahí de la bolsa sacó un montón de dulces y comenzó a comer.



-¿Eso es todo? Crei que comprarías algo más, una hamburguesa o pizza-.
-No, debo cuidar mi figura todo eso me haría engordar-.
-¡Oh vaya que me has sorprendido! ¿Desde cuando te importa tu figura?-.
-Desde que soy una chica-.
-¿Y porque compraste dulces no había algo mejor?-.
-Dejame comer mis dulces en paz, es algo que no me dejan comer en casa y ya los extrañaba ademas de que tus palabras fueron "compra lo que quieras"-.
-Es verdad,a la próxima lo elijo yo-.
-¿Porque no los pruebas son deliciosos?-.
-Gracias pero yo tengo ganas de comer otra cosa, iré por una hamburguesa-.
-¿Crees que sea buena idea? Recuerdas la última vez que probamos comida a la que no están acostumbradas las chicas-.
-Olvide eso, casi vomito-.
-Mejor ya vámonos, se hace tarde-.

Eran casi las 7:00 pm, mi madre llegaría a las 7:15. Aún estábamos un poco lejos de mi casa no me daría tiempo llegar pero habría que intentarlo.

Pequeñín

martes, 26 de diciembre de 2017

Mi Fantasía (Capítulo 33)

Capitulo 33: Buscando respuestas


Asi paso la primera semana, como todos nos conociamos no hubo ninguna novedad.
En realidad la escuela fue facil con Karina a mi lado, era una chica muy inteligente y estando todo el tiempo con ella además de prestarle mucha atención ayudó a que aprendiera algunas cosas.
Pero había algo que seguía en duda, mis amigos no me hablaban desde hace varios días e incluso yo sentia que me ignoraban o escapaban de mi, no me respondían las llamadas, en los recesos desaparecían y cuando me acercaba a ellos tomaban sus teléfonos para responder alguna llamada, algo muy sospechoso.
Por fin llegó el viernes queria salir con mi amigo,intente llamar a Paco pero seguía sin responder, cuando fui a su casa para buscarla la madre de Karla me dijo que había salido con un chico pensé que salieron juntos pero ninguno me respondía las llamadas.
Se me ocurrió esperarla en su casa, la madre de Karla me dijo que ya tenían mucho tiempo afuera asi que no tardarían en regresar, mientras esperaba me enteré de algunas cosas la señora me contó que "su hija" tenia varios días saliendo con aquel chico pero que aún no sabía quien era, según ella me platico que le parecía un chico lindo y educado.
No sabía lo que decía, Paco era todo un desastre pero su hija ahi adentro cambio completamente la forma de actuar y de vivir de el.
Después de 15 minutos a la señorita se le ocurrió aparecer, en el momento que me vio ahi note sus nervios con eso comprobé que las chicas son más detallistas como hombre no me hubiera percatado, en fin, lo que buscaba eran respuestas asi que tenia que conseguirlas.

-Hola "Amiga"-.
-Mariana ¿Que haces aquí?-.
-Tenia algunas dudas con la tarea y necesito de tu ayuda-.
-¿Sobre que?-.
-Biologia-.
-Ni siquiera la he hecho-.
-¿Como que no has hecho la tarea señorita? Antes de salir tu me dijiste que ya habías terminado todo-. Dijo su madre
-Si mamá lo se, pero está tarea es para el jueves asi que no hay prisa-.
-Es verdad señora, es para la próxima semana pero necesito hacerla, usted sabe como son mis padres es por eso que tengo que mostrarla desde antes-.
-Bueno chicas suban a terminar su tarea mientras yo les preparo bocadillos-.
-Gracias mamá-.
Cuando entramos a la habitación seguía notando el nerviosismo en ella, pero algo que me llamo más la atención fue su forma de vestir, tenia puesto algo no muy común en Karla, realmente se veía sexy.
Cerré la puerta y comencé a cuestionarla.
-¿Entonces? ¡Estas muy bien, esa ropa te hace ver muy hermosa!-.
-Eh ¿A que te refieres? Siempre me visto asi, nada fuera de lo común-.
-Mmm... también es muy común que salgas todos los días con Karla cuando siempre te cayó mal-.
-Bueno, estoy ayudándole a comportarse como un chico y ella me ayuda a mi ademas de que ella me hace las tareas deberías pedirle ayuda en la escuela-.
-Lo haría si no me evitarán cada vez que intento hablarles-.
-Como crees nosotros no te haríamos eso, ademas tu estas todo el dia con tu nueva amiga-.
-No te creo nada, espero que no me mientas-.
-Yo jamás haría eso-.

Nada está funcionado Paco no me queria decir la verdad y ya no sabía que hacer, fue entonces que recordé aquella forma de cuestionar que utilizaba Mariana para hacerme confesar, al menos la habia aprendido bien pues lo hacía  frecuentemente conmigo.



Al acercarme a ella note como empezaba sudar, estaba en un aprieto tarde o temprano me confesaria lo que sucedía y asi fue.

-Bien, ¡Quieres saber! Te lo diré todo-.
-Habla rápido, puedo estar así todo el día-.
-Ok, mira llevamos saliendo desde hace una semana pero no queríamos que supieras, ya sabes, es extraño que salgamos mientras estamos en el cuerpo del otro-.
-¿Y como sucedió esto? Sólo asi y ya-.
-No, te lo puedo decir pero prometeme que no le dirás nada a Karla y que no pensarás mal de mi-.
-Te lo prometo, después de todo nada podría ser más extraño que lo que nos está sucediendo-.
-Tienes razón, escucha todo sucedió asi,
la otra noche antes de regresar a la escuela yo comencé a tocarme, algo que hago con frecuencia a escondidas pero esa ocasión cuando termine no me sentí satisfecho queria más, mis padres se fueron y Karla llamo para venir a mirar una película-.
-No me digas que...-.
-Tranquilo aún falta, cuando llegó yo tenia la curiosidad de provocar a mi cuerpo ver como reaccionaba, mirábamos la película y me percaté que no lo habia logrado asi que subí para ponerme más provocativa pero justo cuando me quitaba la ropa Karla subió y pensó otra cosa, me reclamó y comenzó a quitarse la ropa para vengarse-.
-Que mala suerte la tuya amigo-.
-Pues no tanto, al final me terminó gustando la situación cuando "me desnudo" note que si tenia una erección y entre la calentura de ella y mía terminamos teniendo sexo-.
-Vaya, tu primera vez-.
-¡Y la suya!-.
-No me jodas yo juraba que no era virgen-.
-Pues si y por eso me dolió más-.
-No es necesario entrar en detalles, eso explica porque me ignoraban debió ser duro para ti contarme todo esto-.
-Si, pero ahora me siento liberado-.

Asi que todo esto fue por una noche de sexo, a decir verdad comprendo porque me lo ocultaban tal vez Paco creía que me burlaria de el o algo asi, al igual que Karla pero yo comprendo su situación aunque yo jamás me dejarían follar por un hombre.

viernes, 22 de diciembre de 2017

Mi Fantasía (Capítulo 32)

Capitulo 32: De regreso a clases


En la casa mamá y yo charlamos un rato mientras preparaba la comida, le conté todo lo que sucedió y mencionó que ya habia notado algo raro en Luis y Allison desde que los vio pero no creía que fueran tan estrictos.
Me sentí mal por ella y le confesé a mamá que le presentaría a mis amigos, pero ella me lo impidió.

-Pobre Karina, sería bueno presentarle a algunos amigos en la escuela-.
-No, ni lo pienses, no puedes hacer eso-.
-¡Pero yo solo quiero ayudar!-.
-No hija, no te entrometas en esa situación si ella desobedece a sus padres nos meteras en problemas, además ellos confían en ti pues les conté que eres una niña ejemplar con todo y lo que has hecho últimamente-.
-Gracias mamá por las buenas referencias, pero debo hacer algo-.
-No Mariana, si me desobedeces olvídate de salir con tus amigas y de tu teléfono-.
-Esta bien, no haré nada-.

Que impotencia, por más que trataba de ayudar a Karina mi madre ni siquiera me apoyaba y peor aún estaba condicionada si lo hacía.
Termine la comida y subí para contarle todo a mi hermana, desde el teléfono envíe un mensaje explicándole todo pero ella también sugirió que no me entrometiera, intente contactar a mis amigos pero ninguno de los dos respondía asi que me rendi.
Pasaron los últimos días y era hora de regresar a la escuela, un nuevo año, un nuevo reto e incluso un nuevo cuerpo.
Mi alarma sono temprano y yo desperte con ansias, volvería a ver a las chicas lindas de la escuela y está vez estaria más cerca de ellas, también habría una nueva compañera muy hermosa que me fascinaba.
Me vestí con algo simple, no muy llamativo y me maquille para lucir linda, me encontraba de muy buen humor y nada ni nadie me haría cambiar de humor.
Comenzaba el reto.


Mi padre me llevo a la escuela en su auto y se despidió de mi con un beso en la mejilla, esto ya no era tan raro pero si seguía siendo incómodo.
Entre a la escuela y me dirigí hacia mi salón, ahí ya estaba Paco y Karla al igual que la chica nueva.
Me acerqué a ellos pero parecía que trataban de evitarme se veían muy nerviosos cuando me acercaba a ellos era mejor dejarlos y que se tranquilizaran en todo caso me acerqué a Karina para hablar un rato.

-¡Hey Hola!-.
-Hola Mariana, que suerte me tocó en el mismo salón que tu-.
-Vaya que si, no necesitarás hacer amigas pues tu y yo ya lo somos ¿No?-.
-Si, podría decirse que si-.
-¿Y que te parece la escuela? ¿Te sientes nerviosa por tu primer día?-.
-Pues esta muy bonita la escuela, me gusta mucho que no usen uniforme y sobre mi primer día, me siento tranquila al saber que tu estarás aquí-.
-Me halaga, bueno tu confía en mi y si necesitas ayuda solo pidela, me sentare frente a ti-.

Tome el lugar frente a Karina para ayudarla en lo que se le ofreciera y también ahuyentar a cualquiera que quisiera pretenderla.
La clase inició y como siempre nos tuvimos que presentar frente a todos, al momento que Karina lo hizo muchos le prestaron toda su atención pues en definitiva era muy linda, pero no podía tener más amistades asi que lastima solo era mía.
El día en si fue muy aburrido, estuve con Karina todo el tiempo y a la salida me comento que su padre vendría por ella,
yo me tendría que ir caminando pero al menos no me iría sola pues me acompañaban Karla y Paco.
Espere a mis amigos pero nunca salieron, ya habia algo sospechoso en esto asi que decidí irme sola, pero a la salida aún estaban Karina y su padre quienes me llamaron.

-Oye Mariana ¿Quieres que te llevemos?-.
-No te preocupes, me iré caminando-.
-Vamos, somos vecinas te dejaremos al lado de tu casa ¿De verdad quieres caminar hasta alla?-.
-Cierto, esta bien, muchas gracias-.

Subí al auto y el señor Luis condujo hasta su casa, agradecí el viaje y camine a mi casa donde mi madre estába esperándome, me cuestionó sobre mi primer día de clases, le conté que todo había estado muy bien.

Ganador

Ha llegado el fin del concurso
Después de 2 semanas tenemos a un ganador  
Y es el usuario: DarkBlend
Ya ha sido contactado y podrá reclamar su premio desde hoy hasta el 30 de diciembre.



¡¡¡Felicidades!!!



Esta es la caption que lo hizo ganador

Ben & Charmcaster Body Swap

Regalo de Navidad


jueves, 21 de diciembre de 2017

Mi Fantasía (Capítulo 31)

Capítulo 31:Un día como Karla (3) 


Le pedi a Karla que se calmara y yo le explicaria que estaba sucediendo, se negó a escucharme mientras se seguía quitando la ropa.

-Listo, querías esto-.
-No tengo problema, alguna ves ese fue mi cuerpo, pero aún así no es lo que crees no me quite la ropa por lujuria-.
-¿Entonces para que?-.
-(Mierda, realmente estoy en un aprieto si le digo porque lo hacía se enojara aún más, inventare algo) Me queria poner una pijama me siento muy cansada con todo esto que uso-.
-Es verdad usar sostén es molesto e incómodo, disculpame Paco-.
-No te preocupes nena, solo ponte algo-.
-Tengo una mejor idea-.

Me empujó sobre la cama y comenzó a quitarme la ropa, yo fingi que no quería pero realmente estaba deseando ser follada,cuando quedé completamente desnuda ella me advirtió.

-Quiero hacer esto y se que tu también pero te advierto que es mi primera vez y quiero que sea con alguien que te trate bien-.
-Bien si es lo que tu quieres, solo que no será muy especial pues yo lo experimentare-.
-Eso no importa, al menos sabré que estoy segura-.
-Debo decirte que también es mi primera vez así que estamos a mano-.

En ese momento olvidamos todo, ella tomó mis piernas y comenzó a meter mi pene dentro se su vagina, al principio me dolió pero poco a poco el dolor desapareció y se convirtió en placer.
Se sentía muy bien incluso solté algunos gemidos y eso le gustaba a ella aún más, tomamos por completo el rol del otro yo me sentía una mujer y en su rostro note como ella se sentía un hombre, estuvimos un buen tiempo teniendo sexo hasta que nos cansamos, yo estaba exhausta habia sido algo muy especial y único en la vida no era lo mismo con mis dedos estuvo genial.
Nos recostamos boca arriba y mirábamos el techo de la habitación mientras charlabamos.

-Eso estuvo increíble-.
-¿Te gusto? Para mi no fue tan especial solo introduje tu pene y ya-.
-Bueno yo sentí algo totalmente diferente me hiciste sentir toda tuya-.
-Siendo asi la verdad me sentí bien al tenerte dominada, me sentí poderoso-.
-Eso es, siento que debamos permanecer asi por unos meses más pero lo hice por un amigo y ya has perdido tu primera vez-.
-Yo entiendo todo, te repito que yo haría lo mismo por mi amiga asi que no hay problema-.
-Pero has perdido una ocasión especial-.
-Ni tanto, he leído que duele-.
-Si, duele un poco pero sólo al principio ya después se siente muy rico-.
-Lo ves cuando yo regrese a mi cuerpo ya no sentiré dolor solo el placer-.
-Tenias todo planeado ¿verdad?-.
-No, bueno ya me tengo que ir-.
-Es verdad, puede que regresen tus padres nos vemos luego-.
-Antes de irme quiero pedirte algo, se que Marcos es tu amigo y confías en el pero no le digas nada de lo que sucedió esta noche, absolutamente nada-.
-Por supuesto, nada saldrá de mi-.
-Gracias nena, nos vemos mañana-.

Karla se fue y me dejó a solas en casa, ya era tarde asi que supuse que ya nadie vendría a la casa y me fui a dormir.
Mi día siguiente fue muy aburrido pero me pase pensando en lo que sucedió la noche anterior, yo intentaba excitar a mi cuerpo pero tenía duda de haberlo logrado creo que Karla ya tenia planeado follarme y solo buscaba la excusa perfecta para hacerlo, pero no puedo negar que me encantó y queria hacerlo otra vez y muchas más.
Paso otro día en el que no vi a ninguno de mis amigos, me pregunto si todo está bien con ellos.
Decidí salir a buscar a Karla para hablar con ella y quizá intentar tener algo más, me lleve muy poca ropa puesta ni siquiera me coloqué el sostén lo que use fue un vestido muy sexy que encontré y eso era todo.
Me dirigí a lo que fue mi casa hace algunos meses y toque el timbre por unos minutos pero nadie salió, este día nunca se encontraba nadie en casa pues mi madre y hermanas se iban con mi abuela y mi padre se iba con sus amigos al bar, por obvias razones yo siempre me quedaba pero al parecer Karla habia salido, justo cuando ya me iba note como venía caminando hacia aquí asi que quise sorprenderla, entre por la puerta trasera que convenientemente estaba abierta y subí para posar de forma sexy en la habitación.
Escuche cuando la puerta se abrio y mientras subía las escaleras, la puerta se abrió y yo estaba ahí.



-Paco! ¿Que haces aquí?-.
-Aprovechar la tarde, hoy no hay nadie en casa y quise devolverte el favor-.
-Veo que te gustó lo de la otra vez-.
-Desde luego que si, podemos intentarlo otra vez ¿Estas dispuesta?-.
-Hagamoslo-.


Nuestra tarde fue muy buena, cada vez lo hacíamos mejor.
Nuestra relación ya habia entrado a la fase de novios y nuestras "reuniones" serían más habituales ya sea en su casa o en la mía...

Dispuesta a todo


Hecha por Soraya López 

Sólo ganó yo


Hecha por Soraya López 

Planeando mi futuro


Hecha por Soraya López 

martes, 19 de diciembre de 2017

Madurando

Mi Fantasía (Capítulo 30)

Capítulo 30: Una chica nueva


Pasaron las días y ya extrañaba a Maribel, me encantaba mirar ese lindo trasero a cada día, era una buena distracción.
En fin ya solo tenía muy pocos días de vacaciones aproximadamente 3, mis amigos y yo no nos habiamos visto desde el sábado pasado que visitamos a la bruja y la verdad es que todo parecía mejorar.
Mientras ayudaba a mi madre con su jardín, un camión de mudanzas se estacióno cerca de la casa, llamo mucho mi atencion pues la casa de al lado no estaba habitada y todo apuntaba a que tendríamos nuevos vecinos, esperaba que se tratase de una chica sería bueno tener alguna otra amiga.
Espere un rato incluso después de que mamá terminó con las plantas pero no veía a nadie solo hombres metiendo muebles y cajas a la casa probablemente solo se trataría de una pareja sin hijos o una persona soltera, finalmente me rendi y regrese a la casa.
En casa también tuve que ayudar en algunas cosas asi que termine muy cansada, ya con todo listo subí al baño para ducharme tanto trabajo en la tierra me hacía sentir muy sucia.
Esta vez fue algo rápido pues mis padres estaban en casa así que no podia hacer nada muy ruidoso o sospechoso, eso sí cuando tuviera oportunidad lo haría ahora sin Maribel en casa tendría más chances.
Baje a buscar a mi madre para pedirle permiso de visitar a mi amiga cuando baje no estaban solos, con ellos se encontraban una mujer muy hermosa de cabello rubio y un hombre alto de cabello negro, mi madre me pidió que los saludara y los presentó.

-Hija que bien que bajaste, mira te presento a Luis y Allison-.
-Mucho gusto-.
-Ellos son nuestros nuevos vecinos y han pasado a saludar-.
-Oh, ¿Entonces de ustedes son todas esas cosas que metían a la casa?-.
-Asi es hija, ellos han comprado la casa y justo se mudan hoy, incluso tengo entendido que su hija Karina entrara en la misma escuela que tu-.
-¿Hija? ¿Y ella donde esta?-.
-Fue por algunas cosas- Respondió Luis
- Oh ya veo,me gustaria conocerla ¿Puedo?-.
-Desde luego,que más felices de que tenga una amiga como tu-. Dijo Allison
-Un placer conocerlos-.

Sali de la casa y en el patio de los vecinos se encontraba aquella chica de nombre Karina, era muy linda, su rostro angelical la hacia ver espectacular, su precioso cabello rubio, todo en ella era hermoso.


Me encantaba esta chica era la mujer perfecta, o al menos lo creía yo.
Imposible que tuviera oportunidad con ella como hombre pero como Maríana iba a estar mas con ella.

Me acerqué y charlamos un rato.
-Hola, tu debes ser Karina-.
-Si, ¿Y tu quien eres?-.
-Me llamo Marc... Mariana-.
-Eres la vecina,¿cierto?-.
-Si, yo vivo a un lado, mira como eres nueva te parece si vamos a pasear por el vecindario mientras platicamos y nos conocemos mas-.
-Si, estaria perfecto-.
-Bueno vamos-.

Caminamos fuera del patio y recorrimos una buena parte, mientras yo le preguntaba algunas cosas.

-¿Y es verdad que tienes 16 años?-.
-Si, muchos aseguran que tengo menos no se porque-.
-¿Pero estarás en la misma preparatoria que yo, supongo?-.
-No lo se, a la que asistire esta muy cerca de aqui caminando hacia el norte-.
-Vaya si es esa, espero verte allá para que conozcas a mis amigos, créeme les caeras muy bien-.
-Lamentablemente no podria salir con tus amigos-.
-¿Y eso por que?-.
-Porque mis padres me protegen mucho y no quieren que tenga amigos para no caer en malas influencias-.
-Ouch eso es muy malo, no todos los amigos son malas influencias-.
-Tu no pareces ser mala, debiste agradarles mucho a mis padre porque no me dejan salir con cualquier persona-.
-Ya lo creo-.

Terminamos el paseo y regresamos a la casa, sus padres salieron de mi casa y se fueron con Karina. Realmente me había agradado aquella chica pero era muy triste que sus padres no la dejarán tener amigos, había que hacer algo al respecto

Un mal robo (4)


domingo, 17 de diciembre de 2017

Mi Fantasía (Capítulo 29)

Capítulo 29: Adiós Hermana


Mi día fue un completo alboroto,estuve ocupado la mayoría del tiempo con las cosas que me pidió mi mamá y no podía fallarle a mi bella hermana.
Finalmente cuando tuve todo fue el momento de distraerla para que mis padres prepararán todo.
¿Que seria interesante y nos tomaría mucho tiempo? Debía pensar en algo que le gustará, mal momento para olvidar cosas que le gustaban, entonces vino a mi mente la primera vez que salimos y pensé ¿Por que no?.
La busque en su habitación y ahí estaba leyendo un libró.

- Hola Maribel-.
-¡Mari! ¿Que pasa hermanita?-.
-Pues como ya casi te irás pensé en pasar la tarde juntas, tu sabes como hermanas-.
-Me parece bien ¿Qué tienes planeado?-.
-Salir de compras, como el primer día que regresaste-.
-Perfecto, te veo en el auto en 5 minutos mientras terminó el sexto capítulo de mi libró-.

Eso me dio tiempo de ir con mi madre y decirle que saldría con Maribel de compras tambien que le avisaria con anticipo cuando regresaramos, ojalá tengan todo listo.
Sali de la casa y Maribel ya estaba arriba del auto esperando, subí y nos dirigimos al centro comercial.

-¡Wow, eres rápida!-.
-Termine el capítulo por eso sali rápido-.
-¿Y de que trataba tu libro?-.
-Mmm... pues no lo he terminado asi que sólo te puedo contar hasta donde voy-.
-No, mejor lo leeré yo cuando te vayas-.
-Espero que si, te preguntaré cuando regrese hasta donde vayas-.
-Te extrañaré hermana-.
-Y yo a ti, pero verás que estaré aquí más pronto de lo que crees-.

Llegando al centro comercial iniciamos las compras, mi hermana se probó algunos vestidos muy sexys que la hacían lucir muy hermosa.


-¿Qué te parece este vestido Mari?-.
-Te queda perfecto, luces divina-.
-Perfecto, a mi tambien me gustó me lo llevare y probaré un par de zapatos-.
-Tomate el tiempo que quieras-.
-¿Y tu no te probaras nada?-.
-No tengo nada de dinero, Mamá me castigó por mis escapes-.
-No te preocupes yo lo pagare-.
-No puedo pedirte algo asi-.
-Enserio Mari, yo pago lo que elijas-.
-No Maribel, debo hacerme responsable por mis actos y pagar las consecuencias, si mamá ve que me compraste algo se enojara contigo también, asi que no insistas porque no cambiaré de opinión
(Eso sin duda me ayudará)-.
-Tienes razón, me alegra que seas responsable-.

Me aleje un poco de la tienda y llame a mi madre para ver como iba con la fiesta, me pidió que consiguiera más tiempo aproximadamente una o dos horas más pero ya no sabía que hacer, entonces pensé en ir al cine para agotar el tiempo.
Espere afuera a Maribel, cuando salió le sugerí ir al cine y ella acepto con gusto.
Terminó la película y salimos, ya era un poco tarde asi que regresamos a casa
Revise mi teléfono y tenia in mensaje aún no leído, este decia:
0
Mariana ya esta listo
Espero no tarden mucho 
Dejaremos todo apagado para hacer mayor la sorpresa, tengan mucho cuidado de regreso. Te quiere Mamá


Maribel pregunto si era algo importante pero yo respondi que no, condujo hasta casa y cuando llegamos me entró un nerviosismo muy grande, espero que salga todo como se había planeado.
Entramos a la casa y algunos de mis familiares nos sorprendieron, todo sucedió acorde a lo que mi mamá planeo, la despedida de Maribel fue un éxito

Un buen amigo



Gracias a ti niño


Un mal robo (2)


sábado, 16 de diciembre de 2017

Fantôme (4)

Estaba muy emocionado en el baño cuando el timbre sonó interrumpiendo su sesión.
Se puso la blusa y miro por la mirilla, para su suerte era Abril pero no podía abrir mientras estuviera así.
Intento ignorarla por unos minutos pero Abril comenzó a hablar desde afuera.
-Gonzalo se que estás ahí, abre por favor necesito hablar contigo-.
-(Que carajo hago? Lo mejor sería decirle a ella y ver si me perdona o intentar ponerla celosa, no me dejó conquistarla pero con un empujóncito tal vez pueda)-.
-Gonzalo! ¿Estás ahí?-.
*Se acercó y abrió la puerta*
-Tu no eres Gonzalo!-.
-No, yo soy su novia-.
-¿Novia? Pero si ese chico es muy tonto para hablar con una mujer-.
-Hey,tranquila Abril solo porque se vea así no significa que lo sea-.
-¿Como sabes mi nombre? Yo no me he presentado-.
-Mmm... Gonzalo me habló de ti, me dijo que lo invitaste a una fiesta y estoy segura que me lo querías robar-.
-Para nada pechugona, es todo tuyo-.
-Vamos,¿ni siquiera te interesa?-.
-No-.
-Bueno, al menos lo intenté-.
-¿Intentaste que?-.
-Ponerte celosa de mi-.
-Celosa? ¿Yo? Para nada-.
-Claro, ya me di cuenta de eso-.
-¿Y crees que tarde mucho en regresar?-.
-Si, así que mejor vete-.
-Lo esperaré aquí si no te molesta-.
-Lo siento pero te tienes que ir ,estoy preparando todo esto para Gonzalo-.
*Se toma los pechos y los estruja*
Abril salió un poco molesta de ahí y regreso a su apartamento, Gonzalo (Daniela) la despidió con una sonrisa sarcástica y escucho el momento en el que Abril azotó su puerta.
-Definitavente la puse celosa, bueno a continuar lo que comencé -.
Cerro la puerta con seguro y se lanzó sobre la cama para tocar su nuevo cuerpo lo primero que hizo fue explorar su nueva parte intima, se introdujo dos dedos en su vagina y una sensación de placer recorrió todo su cuerpo, era muy placentero aquello que sentía.
Jamás había sentido algo asi y lo mejor es que no paraba, múltiples orgasmos venían y lo hacían gemir muy fuerte.
Estaba extasiado ya no podía más asi que dejo de hacerlo, era suficiente podría intentarlo una vez en otra ocasión.
De pronto una alerta en el teléfono sono anunciando "Batería baja", Gonzalo no le dio importancia y se metió para darse una ducha, cuando salió se recosto en la cama para pensar como habia sucedido esto, entonces el teléfono dio una última notificación se apagó.
Con el teléfono apagado Gonzalo regreso a la normalidad justo con la ropa que ya tenia puesta, la ropa y cuerpo de Daniela  desaparecieron pero esta vez no se desmayó, esto solo ocurrió.
Corrió al baño y noto que otra vez era el algo que no le gustó mucho ya que le gustaba ser Daniela.
Salió de su apartamento y golpeó la puerta de Abril para hablar con ella.
Abril salió y lo invito a pasar.
-Hola Abril, se que me propase contigo y no fue la forma de reaccionar pero estaba muy molesto-.
-Tranquilo Gonzalo, te entiendo no debi entromerte en tu empleo y ni siquiera pude ayudarte a conseguir uno mejor-.
-Descuida ya era un fracasado desde antes que renunciarás a mi empleo -.
- No, no, tu no eres ningún fracasado tienes una novia muy sexy ademas de que tienes un empleo-.
-Novia? ¡Yo no tengo novia!-.
-Claro que si, quieras ocultarlo ya conocí a la exuberante mujer dentro de tu apartamento, muy creída por cierto -.
- Oh ya, ya se a que te refieres, espero no estés celosa-.
-Celosa? Tu y yo sólo somos amigos-.
-Si tu lo dices-.
-A que te refieres?-.
- A nada, tu solo olvidalo-.
-Ok, bueno estamos en paz, No?-.
-Claro, seguimos siendo amigos-.
Gonzalo regreso a su apartamento aún con algunas dudas de como se había transformado en una mujer, cogió el teléfono y lo conecto para que se cargará espero unos minutos y este se encendió.
Parecía un teléfono cualquiera pero habia algo en el que no cuadraba, ya tenia algunas apps instaladas entre ellas  Instagram.
El no usaba redes sociales asi que por curiosidad la abrio, en la app ya estaba el perfil de Daniella Cháves y justo la chica tenia la ropa que el uso cuando se transformó.
-Que carajo? Esta es la ropa que yo traía puesta, prácticamente yo era una copia de ella-.
Eligió otra foto donde Daniella estaba usando lencería y la miro, aparecio una notificación que alertaba "desea actualizar". Gonzalo acepto y su transformación nuevamente ocurrió aunque ahora si se desmayó. 


Otra vez era Daniella Cháves pero esta vez tenia puesta la ropa de la fotografía.
Finalmente encontro el secreto de su transformación y un poder asi podría aprovecharlo.

Gustito placentero


Hecha por Soraya López 

Soy unica


Hecha por Soraya López 

No Importa



Hecha por Soraya López